• $99.00

Descripción de editorial

En este libro Ramón Gallegos señala que la felicidad es la realidad educativa fundamental. El objetivo de una genuina educación debe ser ayudar a los estudiantes a aprender a ser felices, sin embargo, la felicidad no ha sido tomada en cuenta por la educación convencional mecanicista, centrada exclusivamente en transmitir información académica, ha sido inconsciente del verdadero propósito educativo por lo que ha convertido a la educación en una experiencia árida, superficial, sin sentido. La felicidad debe ser el centro del currículo educativo, debe ser el aprendizaje más importante de todos ya que un estudiante feliz está inspirado y realiza mucho mejor todas sus actividades. La verdadera educación debe ser una experiencia feliz, solo así sera consciente, significativa y trasendente. Aprender a ser feliz significa también hacer del autoconocimiento la base de la realización, ya que no se puede ser feliz en la ignorancia, el odio o la confusión. La felicidad y la sabiduria van juntas y la verdadera educación es inseparable de ambas.


El libro señala que toda educación verdadera tiene como objetivo la felicidad, la felicidad es algo que todos anhelamos y sin embargo ya poseemos, es algo paradójico, pensar que necesitamos algo que en realidad nunca hemos perdido y ese es el obstáculo que nos impide ser felices. La felicidad es la esencia de nuestra verdadera naturaleza.


Ramon Gallegos nos dice que la felicidad es real, el sufrimiento es una ilusión, las dos existen, pero una existe como realidad y la otra existe como ilusión; una es el sustrato real la otra la apariencia imaginada, el sufrimiento existe como algo imaginado por un malentendido, cuando el malentendido es aclarado por el perfecto conocimiento entonces ya nada se interpone para experimentar la dicha de la eterna felicidad. La felicidad es nuestro estado natural, nuestra verdadera naturaleza no nacida, somos más que el cuerpo y la mente, somos algo más que un hecho social, algo más que biología. Somos la Conciencia que vive una experiencia humana para, a través de ella, reconocer nuestra naturaleza espiritual. Nuestra naturaleza es idéntica al Ser universal, y nuestro destino es la eternidad.


Este libro señala que la felicidad es la aspiración de todos los seres, la meta suprema y la esencia de toda enseñanza espiritual. El libro muestra cómo las escuelas son estructuras obsoletas y mecanicistas donde no se aprende nada significativo, deben ser sustituidas por los modelos de comunidades de aprendizaje y educación en casa holista, solo estos ambientes de aprendizaje permiten educar en la felicidad.

GÉNERO
Técnicos y profesionales
PUBLICADO
2015
mayo 30
LENGUAJE
ES
Español
EXTENSIÓN
150
Páginas
EDITORIAL
Fundación Ramón Gallegos
VENDEDOR
Ramon Gallegos Nava
TAMAÑO
1.4
MB

Más libros de Ramón Gallegos