Descripción de editorial

No debemos pasar por alto, que la práctica de la Medicina Estética y por tanto su aplicación mesoterápica, no es un contrato de medios como la mayoría de actos médicos, sino que, hace referencia a un contrato de fines, con la correspondiente Responsabilidad Profesional que ello conlleva, los cuales deben ser bien expuestos y definidos antes de comenzar el tratamiento. Y para definir dichos fines, el mesoterapeuta debe conocer el mecanismo fisiopatológico causante de la patología a tratar, con la firme intención de abordarla etiológicamente y obtener los objetivos definidos. De esa manera, la mesoterapia se convierte necesariamente en un acto médico. Aquí se revisa la principal aplicación de la mesoterapia en el campo del rejuvenecimiento facial.

GÉNERO
Técnicos y profesionales
PUBLICADO
2012
febrero 15
LENGUAJE
ES
Español
EXTENSIÓN
17
Páginas
EDITORIAL
Dr. Antonio Joaquín Gomis Devesa
VENDEDOR
DR. A. J. GOMIS DEVESA
TAMAÑO
2
MB